CONEXIÓN CORAZÓN – MENTE


¿De qué se trata la Técnica Inka Tuaria?

7 INKA TUARIA BASICAS


Inka Tuaria V


Trascendiendo la dualidad mente-corazón 


Las sucesivas encarnaciones han hecho que olvidemos nuestro discernimiento. Esa comunicación tan especial siempre verdadera con uno mismo. Esa certeza de respuesta sin indecisión. A medida que lo fuimos perdiendo, en compensación, fuimos activando nuevos programas mentales que bajo una falsa certeza empírica o teórica nos indicaban el camino. Hasta que un día desconectamos el corazón de la mente. Y allí comenzó el gran conflicto. Esa batalla que se libra en nuestro interior entre lo que siento y lo que pienso. No ganó el corazón. Tampoco ganó la mente. La incoherencia se erigió victoriosa en la batalla. Esa incoherencia nos obligó a aprender, que cuando elegimos sólo desde la razón, muchas veces no somos felices. Cuando nos dejamos guiar por el corazón las cosas mejoran, pero aún así muchas veces la vida nos presenta elevados costos cuando osamos elegir el camino del corazón. Se trata entonces de integrar. Trascender la dualidad mente-corazón. Ponerlos a trabajar como equipo a las órdenes del bien más elevado y propósito de vida. Reconectarlos. Agradecer que esa desconexión nos permitió experimentar las incoherencias más distorsionadas. Ahora es tiempo de integrar ambas energías. Y por ende, poner en marcha otra vez el discernimiento. Ya es hora de deshacernos de los programas discordantes. Alinear y reconectar los programas mentales a los patrones energéticos del chakra corazón. Para esta Inka Tuaria, he recibido un color polémico. He tenido que hacer caso a mi propio discernimiento y a mi Guía Nihil. El color que me ha llegado para esta meditación es el negro. Investigando un poco sobre el color he descubierto que era un color muy utilizado en la antigüedad. Es un “no color”. Es el significado del vacío y del silencio. Y existía en el inicio de los tiempos, cuando nada había sido creado. Es un color que confiere poder y que permite ingresar en el misterio de la existencia. Cuando cerramos los ojos, y podemos conectar con nosotros mismos. También es el color que nos permite ver las estrellas de noche. Es el color de la energía femenina, de lo misterioso, de lo velado. Y hubo un tiempo en que el cristianismo lo relacionó con el “pecado” y lo “malo”, y sin embargo los religiosos (sacerdotes, monjas) visten de negro…

En fin, tuve que informarme un poco para poder vencer miedos propios y prejuicios con respecto a este color. Recordando que el mal y el bien son conceptos irreales, pues todo ha sido, es y será energía que nos permite experimentar. Y así redescubriendo el color negro, amigándome con él, voy diluyendo mi prejuicio. 

Lo cuento porque cuando recibí el color le dije a mi Angelito Guía que me parecía una locura. Pero luego de mucha charla interdimensional, me indicó que no era negociable. Mucho menos si las excusas eran miedo y prejuicio. Es una meditación muy útil para los tiempos que corren de gran incoherencia permanente. Pero al parecer sólo aquellos que logren vencer la dualidad “blanco-negro” “bueno-malo” se animarán a probar esta herramienta, la número 5 de las Inka Tuaria.

No me fue fácil aceptarlo. Pero más difícil era quedarme a mitad de camino, ya que las Inka Tuaria son siete en total. Sepan que es para el bien más elevado y propósito de vida. 

Mi angelito me dijo: “El prejuicio o el miedo no es excusa”. Y tenía razón (una vez más).

Pero si el miedo o el prejuicio les vence, no se desanimen. Será en otro momento que podrán hacerla. 

Así hice con los conocimientos que han llegado a mi entendimiento. Cuando algo no me resuena o me da miedo, lo dejo en la gatera un tiempo. Luego lo vuelvo a tomar, para testear si me sigue provocando lo mismo. Muchas veces esos miedos se han disipado. Esta vez lo dejé en espera algunas horas, pero otras veces son meses o años. Y en otras ocasiones no se trata de miedo, simplemente no lo elijo y ya.

Los miedos no son reales. Nada allí fuera puede dañarnos. Pero de nada vale forzarnos a experimentar cosas. Todo tiene su momento.  Cuando lo sientan, esta herramienta estará esperándolos. 

Y si ya han abandonado esos preconceptos antes, y no les resulta polémico para nada el color negro, bienvenido sea.

Cocreamos nuestra realidad a cada instante. Imagínense qué realidad maravillosa podríamos manifestar si la coherencia mente-corazón fuera permanente y natural en todos los que poblamos la Tierra. La inteligencia intelectual y emocional unidas al servicio de nuestro mayor y más elevado bien, al servicio de nuestro propósito de vida.

Una vez que la has realizado se sugiere dejar un espacio temporal de 3 meses para reiterarla. Es sólo sugerencia. Guíate por tu propio discernimiento, siempre.


 Escucha la Meditación Inka Tuaria V

(CONEXIÓN MENTE-CORAZÓN)


Ir a Inka Tuaria VI


Arte: Gisela Riquelme


IR AL INICIO


Anuncios

Un comentario en “CONEXIÓN CORAZÓN – MENTE

  1. Pingback: ME ABRO Y RECIBO – Inka Tuaria

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s